martes, 22 de mayo de 2012

Primas



Cuando niño siempre nos juntábamos con las demás familias y solíamos reunirnos alrededor de 10 primos en casa de mi abuelo materno, allí en su gran casona jugábamos todo el día a las escondidas a la tiña, a la pelota, intentábamos un juego como voleyball, jugábamos en el patio interior, todo el día no parábamos y si parábamos era para comer o ver algo en la Tv de blanco y negro en aquellos años, entre tanto primo tenia una prima que me gustaba, como que nadie te dice o te dijo a esa edad que a las primas  no las tienes que mirar ni menos despertar en ti esos sentimientos...así que a la cola de ella andaba todo el día, haciéndole fabores n fin uno es niño y por sentir aprobación uno hace de todo..al final pasaron los años y nunca prospero nada además ese sentimiento lindo solo se manifestaba cuando estaba en presencia de ella luego con mis juegos de niño allí me distraía y me olvidaba.

Ya con las hormonas en producción casi al máximo mi otra prima que me despertaba más que un gustillo si no que verdaderas pasiones era mi prima por lado paterno que vivía en el mismo pueblo de mi anterior abuelo así que la visita era obligatoria cada vez que viajábamos allá...esta prima era mucho mayor a mi, tenia cuerpo....cuerazo para mis ojos...especialmente su busto el cual era muy generoso así que mi vista se distraía con ella, pero obvio por la diferencia de edad poco compartíamos, saludos, once juntos o almuerzo, eran los momentos para compartir luego ella se retiraba o bien salia de la casa...el incidente más picante por llamarlo de alguna manera fue una vez que entrando a la casa de mi tía me fui derechito a entrar por la puerta de atrás y sorpresa...cuando pasaba por fuera de su pieza mire para el interior y allí estaba ella con su ropa interior de frente a la ventana....yo pase caminando y ufff sorpresa!!! ella no hizo el ademán de taparse ni nada, yo entre y salude como si nada...pero feliz más que de costumbre.

Pasaron los años y esta misma prima llego a mi casa acá en el gran Concepción como pensionista, allí yo más grande y ella mejor que antes allí ella se me acerco más de lo normal, casi todos los días por las noches hablábamos o veíamos tele juntos yo más maduro y peor aún con las hormonas revolucionadas, era ella la musa de todas mis fantasía, el momento más álgido de aquellos días fue una tarde que nos encontramos temprano en la casa tipin 3 de la tarde y solos...yo aún muy tímido ella fue la que tomo la iniciativa...se me acerco con su delantal y era cosa de solo mirar que bajo el no había nada más de ropa, me saludo  y anuncio que se daría una ducha...luego de eso un silencio eterno, me imagino que ella esperaba que le ofreciera ayuda o algo por el estilo...hasta el día de hoy odio haber sido tan tímido a esa edad, apostaría mi vida que si hubiese sido más pilló me hubiese duchado con ella y hubiese pasado de todo por primera vez...

3 comentarios:

MANE dijo...

jajaj si fuera hoy la situación creo que el final seria otro ,por los tiempos modernos digo yo jaja

Dalianais dijo...

Obbbviamente habrían pasado cositas, quien no ha tenido algun jugeteo con un primo, es de lo más normal jaja, claro que lo habitual es que sean primos de lejos, no los que ves siempre jaja...

Como estas? tanto tiempo... me estan dando ganitas de vovler a escribir jeje

Saludos!!

Oscar Emerson dijo...

MAne...gracias por pasar a este rinco que lo tengo tan olvidado...

Dalianais que grata sorpresa...estoy bien...espero que tu igual...